//Eligiendo la fresa adecuada (2ª parte)…

Eligiendo la fresa adecuada (2ª parte)…

Por la geometría: Existen multitud de tipos de fresas en base a su geometría. A continuación, se exponen algunas de las más comunes para el trabajo del metal: 

Fresas periféricas: 

– Fresas cilíndricas: Cortan en la periferia cilíndrica, produciendo superficies planas en paralelo al eje de la propia herramienta. Dentro de las mismas se pueden encontrar: dentadas, rectas o helicoidales.  

Dentro de las fresas cilíndricas, en función del tipo de material sobre el cuál se trabaje, se pueden encontrar: 

Tipo H: para aceros, fundición gris blanca y metales no ferrosos. Fresas con longitudes que superan los 50 mm, los ángulos formados por los dientes se encuentran entre 25º y 45º, para proporcionar un impacto de entrada más favorable y un corte más uniforme. El ángulo de salida será de 12º. 

Tipo N: para materiales duros y tenaces. Presenta dientes paralelos al eje de rotación con longitudes de hasta 19 mm. Para tamanos superiores, los dientes tienen un ángulo de entre 15º y 25º, mientra que el ángulo de salida del material está entre los 10º y 20º. 

Tipo W: para materiales blandos. Presenta dientes paralelos al eje de rotación con longitudes de hasta 19 mm. Para tamaños superiores, presentan ángulos de entre 15º y 25º. Mientras que el ángulo de salida del material está entre 10º y 20º. 

Fresas de desbaste: para cortar y eliminar viruta. Tienen el filo ligeramente quebrado.  

           – Fresas de disco: Tienen poca longitud de corte en relación al diámetro de la herramienta. Dentro de las mismas, se pueden clasificar como:  

Disco de dientes rectos: 

Disco de dientes cruzados: 


Disco bihelicoidal: 

Discos acoplados (helicoidales o planos): 

Fresa de discos de doble corte: 

-Sierras: Presentan una mínima longitud y son utilizadas para el corte. Existen diferentes tipos de sierras para metales, en función del tipo de dentado: dientes angulares (tipo A), dientes curvos (tipo B) y dientes curvos escalonados (tipo C). 

 -Fresas de mango: Se utilizan para ranurado, matrizado, contornos y grabaciones. Presentan una gran versatilidad de usos (dirección de corte, sentido, hélice opuesta o igual…). Entre los tipos más representativos, se pueden encontrar: 

Fresas cónicas: de punta plana o esférica y mango cilíndrico o cónico. 

Fresas de ranurado:  con mango cónico o cilíndrico. 

Fresas para ranuras en “T”. 

Fresas para ranuras “Woodruff”: 

  • Fresas Angulares: Son utilizadas para el mecanizado de guías en ángulos, cuñas y reglas de acero para taller de distinta forma y filo.  

-Frontales: se utiliza para realizar mecanizados de guías en ángulos a 45,50,55 y 60 grados. 

Prismáticas: se utiliza para realizar mecanizados de guías prismáticas en ángulos de 45, 60 y 90 grados. 

  • Fresas de perfil constante:  con o sin vástago. Su utilización está destinada para conseguir la forma geométrica específica en la pieza tallada. Existen de tres tipos: 

           –Destalonadas: Se pueden clasificar como: 

Convexas: se utilizan para realizar superficies semicirculares tipo macho (ranuras semicirculares de radios de 1 a 20 mm). 

Cóncavas: se utilizan para realizar superficies semicirculares tipo hembra (ranuras semicirculares de radios de 0,5 a 20 mm). 

-Módulo: se utilizan para crear engranajes, ruedas dentadas, poleas, cremalleras, etc… 

2019-03-11T18:04:32+00:00 marzo 11th, 2019|General|

About the Author: